martes, 18 de septiembre de 2012

Tu perdón


Un día me pediste perdón, pero ya era demasiado tarde; me pediste perdón; ¿porque te salió mal no? Seguro que si te hubiera salido bien seguirías riéndote de mí en la distancia hablando mal de mí, me traicionas me la juegas y encima hablas mal de mí, inventandote miles de historias.Que ibas hablar conmigo, es curioso te llame como más de diez veces al día durante un mes y nunca fuiste capaz de cogerme el móvil.
  Yo te ayude a cumplir un sueño, tu sueño o ya no te acuerdas. Y en cambio tu me traicionaste, rompiendo nuestra amistad con lo peor que se le puede hacer a una persona. ¿Qué te perdone? Vale yo te perdono y quien me devuelve a mí ese mes de septiembre y los veintitrés meses después y los que me quedan de pasarlo de cambios de humor de que perdí mi trabajo, de acostarse llorando y de que el amanecer te encuentre llorando, de ataques de ansiedad de ira de pánico, de convertirme en un desconfiado en alguien sin autoestima…….. ¿Sigo? Todo eso es gracias a ti bueno a los dos, pero sabes tú eras mi amigo, cada vez que me pediste ayuda te la di, es mas sabias que lo había pasado mal en el amor y tu no tuviste ningún escrúpulo en volverme a pisar de nuevo a actuar por la espalda.  Un día me pediste perdón claro porque ya no estás con ella ¿Verdad? Yo no soy nadie para perdonar ni para dejar de perdonar. Pero sabes creo que tu perdón vale lo mismo que para ti valía nuestra amistad. Veinticuatro meses después no os deseo nada malo a los dos, solo deseo algo justo para mí. Ahora vendréis con el rollo de porque cuento esto que no se que. Por es mi blog y en mi blog escribo lo que me da la gana, las cosas que a mi me pasan o siento o me parecen. Asi que ahorraros los mensajitos, las llamaditas etc etc. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario