jueves, 15 de enero de 2009

Amiga mia y de mis amigos

Dicen que Dios hizo el mundo en seis días y que al siguiente descanso……… pues yo creo que al octavo creo la cerveza para poder beber con los amigos y contarles la que lió para poder crear el mundo. Bromas aparte pocas cosas hay mejores que compartir una cerveza con alguien. De la mano de esa rubita con espumas e pasado en mi vida momentos muy buenos y lo mejor que siempre acompañados de amigos en un paréntesis en el trabajo, después de un ensayo, antes de ir al fútbol………. En miles de situaciones y créanme cuando tengan tiempo en su vida no lo duden una charla con los amigos y una cervecita al aire libre si puede ser como en la plaza del Salvador o en la de San Juan de la Palma o en cualquier otro sitio y disfruten de la vida, de la cerveza y de los amigos no se arrepentirán

1 comentario:

  1. A los alergicos... siempre nos quedará París, véase el tinto de verano. Eso sí, el auténtico misterio de la receta está en la buena compañía.

    ResponderEliminar